Pitérate – Psicólogos Madrid

5 buenas razones para pasar tiempo a solas

5 buenas razones para pasar tiempo a solas

5 buenas razones para pasar tiempo a solas

Sí, a veces no estamos para nadie. Esos momentos no son exceso de egoísmo sino una necesidad intrínseca a todos nosotros. Necesitamos desconectar, reorganizarnos, pasar tiempo en soledad. Es un tiempo para cuidarnos y parar el ritmo frenético que tan mal acostumbrados estamos a llevar. Pero ¿por qué es realmente bueno pasar tiempo a solas?

1. Cargar las baterías

El tiempo a solas nos ayuda a aliviar la tensión que otros pueden poner sobre nuestros hombros. Básicamente es una oportunidad para restaurar el equilibrio emocional y recargar nuestras baterías. No es coincidencia que un estudio realizado en la Universidad de Illinois encontrase que las personas que se sentían bien estando solas y que sabían defender su espacio personal, reportaran menos dolencias físicas, una menor tasa de depresión y mayor satisfacción vital.

2. Restaurar el autocontrol

La capacidad de resistir tentaciones, tomar buenas decisiones y controlar nuestro comportamiento depende en gran medida del autocontrol. Sin embargo, se ha demostrado que la autorregulación no es una capacidad infinita, sino que se agota a lo largo del día. Un estudio de la Universidad Northwestern ha demostrado que nuestro autocontrol es particularmente vulnerable a relaciones interpersonales complejas y exigentes. Por lo tanto, estar solo ayuda a restaurar esa capacidad y el control emocional sobre nuestras respuestas.

3. Regenerar el cerebro

Estar solo es crucial para el cerebro porque le permite “desconectar”. De hecho, un estudio en el Centro de Terapia de Rehabilitación de Dresde ha demostrado que el silencio contribuye a la regeneración de las neuronas. El problema es que cuando estamos solos y en reposo, la llamada “red neuronal predeterminada” se activa para dar un respiro en las áreas del cerebro que explotan cuando estamos conectados. Nos dan la oportunidad de aclarar la mente, enfocarnos y pensar más claramente. Lejos de las distracciones diarias, podemos pensar mejor.

4. Conectar íntimamente con el “yo”

Rodeado de estímulos, es difícil conectarse con nuestra esencia. El tiempo que pasamos solos nos permite redescubrirnos y escuchar nuestra voz interior. Estos momentos son muy valiosos porque implican una ruptura en la vida que involucra al “niño” que vive en nosotros, sabiendo lo que es y lo que quiere.

5. Mejorar las relaciones interpersonales

Puede parecer una contradicción, pero el tiempo solos nos permite estar relajados y enfocados, lo que tendrá un impacto positivo en nuestras relaciones interpersonales. Podremos manejar mejor la fricción diaria sin enojarnos y disfrutar más que otros.

¿Cómo se obtiene el control?

Cuando te das cuenta de que el mundo está girando demasiado rápido, es hora de parar. Si sientes que la presión de los demás es exagerada y te impide ser tú mismo, detente y reorganiza tus prioridades.

Es probable que los demás te necesiten, pero para ayudar, necesitas fortalecerte, y eso significa descanso y separación. Descansa y elimina todas las pequeñas “urgencias” que consumen innecesariamente tu tiempo y energía.

Es importante que logres tus objetivos, pero también sin estrés.

Y si es necesario, tómate unas horas o un día para estar a solas contigo. No es un acto de egoísmo, es una necesidad. No estás para nadie, porque en este momento necesitas un acto de cuidado y respeto por ti mismo.

¡Y no te olvides de compartir el artículo!

Ángel Rull.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *